Cadmio, factor de riesgo en el desarrollo de diabetes

Pin It

La BUAP investiga los mecanismos que explican cómo este metal puede desencadenar la enfermedad

La diabetes es una enfermedad que se genera por una dieta hipercalórica, sedentarismo y obesidad, principalmente. Sin embargo, hay otras formas de adquirirla; por ejemplo, por exposiciones al cadmio, señaló Víctor Enrique Sarmiento Ortega, estudiante del Doctorado en Ciencias Químicas de la Benemérita Universidad de Puebla (BUAP), quien investiga los mecanismos moleculares que explican cómo este metal pesado puede inducir diabetes en el organismo de una persona.

Debido a que existen pacientes que no responden favorablemente a los fármacos para tratar la enfermedad, se planteó la hipótesis de que pueden existir otros factores que propicien el desarrollo de la diabetes, como una exposición a dicho metal.

Como parte de los hallazgos en el laboratorio, informó que descubrieron que dosis bajas de cadmio pueden producir el mismo efecto que estar expuesto a altas exposiciones del metal, es decir el desarrollo de la enfermedad.

Explicó que en el laboratorio han realizado pruebas en ratas con diabetes producida por altas cantidades de cadmio y los resultados demostraron que el uso de la metformina, -fármaco muy usado para tratar la enfermedad-, no les ayudaba a tener alguna mejora.

“El cadmio llega a las células y a través de distintos mecanismos moleculares produce estrés oxidativo, el cual a su vez genera inflamación y esto deriva en el desarrollo de la enfermedad; además, este metal se acumula en otros tejidos como el hígado, páncreas y riñón, lo que puede propiciar otras complicaciones metabólicas como hígado graso no alcohólico, dislipidemias, agotamiento pancreático y daño renal”, explicó.

Señaló que a partir de conocer las afectaciones que provoca el cadmio en el organismo, se les administró a las ratas antiinflamatorios y antioxidantes, lo cual tuvo resultados favorables y demostró una mejora con respecto a su estado de la enfermedad.

Sin embargo, tanto los antiinflamatorios como los antioxidantes no se utilizan como fármacos de elección para tratar la diabetes, por lo que lo ideal sería que a un paciente se le hicieran pruebas para determinar si estuvo expuesto a cadmio, conocer si vive cerca del volcán o si trabaja en el área de la metalurgia, y con base en esa información determinar el mejor tratamiento farmacológico a seguir.

“A nivel mundial el cadmio es el séptimo contaminante más tóxico que existe, además de que es un metal que está presente en la metalurgia, la producción de pilas, los cigarros, las cenizas que expulsan los volcanes y el agua que consumimos, por lo que todos estamos expuestos a este, en mayor o menor concentración”.

Fuente: milenio.com

Pin It