Cuatro aspectos básicos que debes conocer sobre diabetes y alimentación

Pin It

La alimentación es importante en la vida de cualquier persona pero, si tienes diabetes, llevar una dieta saludable es fundamental para el control adecuado de tus niveles de glucosa en sangre.

En cualquier caso, es muy importante que sea tu equipo de salud quien te indique qué pautas concretas debes adaptar a tu alimentación pues en este tema existen multitud de falsas creencias que carecen de base científica y que pueden llevarte a confusión a la hora de plantear una dieta adecuada para tus necesidades.

A continuación aclaramos algunos de los mitos más comunes sobre la alimentación de las personas que tienen diabetes:

“No se deben comer dulces”
No hay ningún tipo de razón por la que personas con diabetes no puedan comer dulces como parte de su plan de alimentación saludable. Los dulces en pequeñas porciones o como un extra especial no deben representar ningún problema. La diabetes no significa que no se pueda comer un trozo de pastel, sino que se deberá vigilar el tamaño de la porción y con qué se acompaña. Así pues, es imprescindible que estos productos se incluyan en un plan de comidas equilibrado, al igual que cualquier otro alimento que contenga carbohidratos.

“Se puede comer gran cantidad de frutas menos plátanos y uvas”
Las frutas son buenas para la salud y muy nutritivas, pero las personas con diabetes han de consumirlas de manera controlada siguiendo las pautas nutricionales que les hayan dado los profesionales sanitarios.

En el caso del plátano y la uva, son frutas que pueden ingerirse, siempre y cuando sea de forma moderada. La clave está en la cantidad y no en el tipo de fruta. Se pueden comer plátanos, higos y uvas pero en cantidad menor, ya que tienen más hidratos de carbono que las manzanas, las peras o las naranjas. El azúcar de las frutas ya no se considera un problema, puesto que una dieta bien planteada y adaptada a cada persona, reparte los hidratos de carbono diarios dando cabida a muchas posibilidades.

“Se pueden comer alimentos ‘aptos para personas con diabetes’ sin limitación”
Aunque sean denominados “alimentos para diabéticos” es importante fijarse atentamente en las indicaciones que aparecen en la etiqueta del envase. Numerosos productos comercializados contienen fructosa o lactosa, que se transforma en glucosa en el organismo.

Muchos de los alimentos sin azúcar añadido (por ejemplo, mermeladas o zumos), contienen componentes que de por sí llevan azúcar. En estos dos casos, tanto las mermeladas como los zumos, están elaborados a base de frutas, que en sí mismas contienen este hidrato de carbono de absorción tan rápida. La denominación “sin azúcar añadido” significa que no les agregan más azúcar del que ya contienen. Por lo tanto, es muy importante leer las etiquetas nutricionales de todos estos productos y no excederse en su consumo.

“Los helados están prohibidos para las personas con diabetes”
La conveniencia de comer helados dependerá de cada paciente, en función del consumo de hidratos de carbono que deba realizar. El hecho de tener diabetes no significa tener que renunciar a estas delicias.

Siempre con moderación y bajo las indicaciones del médico de referencia, se puede un helado. Lo importante es saber elegir qué tipo es más adecuado, ya que los comerciales elaborados a base de leche y otros derivados, a los que se agregan componentes con alto contenido en azúcares simples, pueden aumentar los niveles de glucosa en sangre de manera considerable. Es indispensable entonces conocer los ingredientes y componentes de los mismos.

Para las personas con diabetes es mejor consumir helados cuyos niveles de grasas y azúcares simples sean bajos. Una alternativa a los helados, y con un mejor perfil nutricional, son los sorbetes realizados con edulcorantes. Similares en textura al helado, se preparan con agua endulzada y aromatizada con fruta, aunque también en este caso, reiteramos la necesidad de conocer sus componentes.

Fuente: Bayer Diabetes Care

Pin It