Consumir vitamina D y lácteos protege de la edad a nuestros huesos

Pin It

Con el paso de los años, el tiempo hace mella en nuestro cuerpo, y los huesos no son la excepción. Conforme nos hacemos mayores, vamos perdiendo densidad en nuestro sistema óseo. No obstante, consumir productos lácteos y complementos de vitamina D nos ofrece protección extra contra ello.

Consumir con frecuencia leche, yogur y queso, junto con complementos de vitamina D, ha sido asociado con una densidad mineral ósea mayor en la columna y con una pérdida ósea menor en la cadera en las personas de edad avanzada, encontró un reciente estudio.

De acuerdo con los investigadores de las universidades de Harvard y Massachusetts, en Estados Unidos, la vitamina D estimula la absorción del calcio, lo que ayuda a la creación del hueso y a la prevención de la pérdida ósea.

Asimismo, el estudio encontró que otros productos lácteos, aparte de la leche, dependen de una ingesta adecuada de vitamina D para repercutir de forma favorable en la densidad ósea.

La investigación, que fue publicada en la revista Journal of Nutrition, fue financiada por el Instituto Nacional de Artritis y Enfermedades Musculoesqueléticas y de la Piel de Estados Unidos. Y tuvo una larga duración, pues comenzó en el año de 1948.

Fuente: Health Library

 

Pin It